domingo, 30 de noviembre de 2008

Porteadores


Durante estos días de caminar, que serán cuatro, pernoctaremos en tres campamentos distintos y durante cada medio día, haremos un descanso que aprovecharemos para almorzar.

La logística funciona de la siguiente manera: Nosotros recién comenzamos a caminar. Atrás nuestro comienzan a caminar los porteadores. Ellos son personas dedicadas a tal efecto que están autorizadas e inscriptas en los registros de quienes están a cargo de administrar esta área protegida que es el camino del Inca (creo que es el municipio de Vilcabamba)

Esta gente, portea todo el equipamiento de campo: tiendas, comida, elementos de cocina, garrafas de gas, vajilla y demás enceres. Al momento de arribar nosotros, caminantes, a nuestro campamento, las carpas ya se encuentran montadas, la comida en preparación y una gran tienda comedor con mesa y bancos incluidos.

Por las mañanas al levantarnos, desayunamos en esa tienda, en la cual hemos cenado la noche anterior . Partimos luego con nuestras mochilas, en las que transportamos nuestra ropa y saco de dormir ( mi mochila solo pesaba 14 kilos!). A poco de andar por nuestra senda, al grito de "Porteador!" o "Porter!" debemos hacernos a un lado y dejar pasar a estos muchachos que vienen cargadísimos, duplicando nuestra velocidad, transportando nuestro campamento.

Ellos pronto llegarán al sitio donde almorzaremos, armarán campamento, cocina, comida. Almorzamos, descansamos, partimos, caminamos y pronto nuevamente, "porteador!!" y allí van ellos, tan cargados y veloces, superándonos para armar nuestro próximo camapamento.

Ellos caminan con sandalias, no tienen nuestros costosos zapatos ni la ropa técnica que llevamos con goretex, stop wind, y todo ese tipo de cosas... y van y van, apenas transpirando. Sus cargas rondan los 25 kilos y nosotros no podemos dejar de admirarnos por su entrenamiento y resistencia a la fatiga.

También es posible, para el que no quiera llevar su propia mochila, contratar a estos porteadores para tal efecto. El costo es de 70 soles diarios. ( 1 u$s = 3.20 soles)
Momento de presentacion de los porteadores a nuestro grupo.

7 comentarios:

Paula dijo...

bueno,esto de ser oprteador es un trabajo...pesado, pero trabajo al fin... pensas que si tenes que hacerlo, podrías?? (llevar tu propio campamento, digo).. en caso de fuerza mayor o necesidad...yo creo que sí podría. Otra pregunta: en la última foto, cuando estan presentándose todos, lo que hay en la mesa, en una fuente: son papas fritas???? eran para picar ahi?

Camarandante dijo...

Hola Paula!

En el mes de marzo, hice con un amigo (Manuel T) una excursión por la cordillera en argentina (post, avion de los uruguayos). Allí fuimos con todo el equipo encima, como 22/23 kilos, c/u y se banca, pero al finál despues de 3 días de caminata, los hombros te quedan a la miseria.

Lo que se ve en la foto deben ser galletitas o algo parecido, no me acuerdo, esto era la hora de la merienda. Buena observación la tuya, luego voy a aclarar que también había merienda.

Te mando un gran abrazo, de esos que son muy fuertes, como premio por visitarme y comentar, en primer lugar.!

Besos

Paula dijo...

gracias por el premio. otra: el tema de los hombros a la miseria, por cargar con 22 23 kilates, creo que debe ser por la edad...
jajajaaaaaaa!!!!! los años no vienen solos nene!
(con onda)

Camarandante dijo...

No no no !!! para nada es la edad!

Es el peso, posta, que hay que tener mucho cuidado con eso. En realidad vos salis caminando en una travesía con una exigencia de moderada hacia alta, que estas toooodo el día caminando, durante tres jornadas, cualquier molestia por mas mínima que sea termina siendo un verdadero suplicio... hay que tener muuuuucho cuidado con los zapatos y las medias, fundamentalemente esos son los mas traicioneros. Para mi, no hay ningún calazado que no te destruya luego de caminar tres dias seguidos. por eso, en estas excursiones, siempre es recomendable un día de descanso para recuperar.
Una pavada como una etiqueta de tu remera que joda, al final es una llaga molestísima...

me re-coooooooolguuuuueeeeee!!!!

y te aclaro que soy un pibe!

Maria Luisa dijo...

Hola mi pibe. ¡ Que sos un pibe encantador! (Oiste bien Paula, encantador...)
Un olé, y olé a los porteadores. Parece que estan hechos de otra "pasta".
Os sigo. Cuidaros.

Camarandante dijo...

Gracias por "hacerme la gamba" María Luisa!!! Yo me siento un "pibe" realmente! jajaja

(eso de h la gamba es lunfardo, gamba:pierna= acompañarme en algo, ayudarme "bancarme")
Ah!! y gracias por lo de encantador!!!

Vos sos genial María luisa!!
Otro gran abrazo!

Vivian dijo...

¡Vaya fuerza de voluntad, y entrenamiento el de los porteadores! Si soy yo, me siento a mitad del camino y ese día se quedan sin comer…¡Qué cocine, y cargue otro!
Ya sé, ya sé que es su trabajo y están entrenados, pero ir en sandalias cuesta arriba, con el suelo lleno de piedras no debe ser nada grato. (Además de que no me guste cocinar)
Se ve un lindo grupo, imagino que la han pasado genial.
No comentaré todo porque llegué con retrazo, pero he ido leyendo y mirando las imágenes que son espectaculares.
Me voy a la entrada reciente.
Me gusta la música.
Besos
Muack.